Verano en Andorra en familia

Un verano en Andorra es vivir unas vacaciones con niños sin un calor sofocante y sin aglomeraciones, disfrutando de la naturaleza en su estado más puro. Al llegar el buen tiempo las estaciones de esquí se transforman en grandes centros de actividades para toda la familia. Balneario infantil, parque de animales y la suculenta gastronomía de montaña harán de vuestras vacaciones en Andorra un tiempo inolvidable juntos.

 

1 Mountain Park Vallnord con descenso en BTT

En el Mountain Park de Vallnord con el forfait de verano se puede subir en el telecabina y disfrutar de la Tirolina pequeña, descenso en kart sin motor, remontes, jump, tiro con arco y multitud de atracciones para los más pequeños en el Pequepark. El forfait incluye además una hora de alquiler de BTT cros-country  con casco. Te entregarán un mapa con las rutas señalizadas que van por colores según el nivel, igual que las pistas de esquí. La más sencilla es la XC1, aunque tiene sus descensos. Una ruta entre los pinos donde te adelantarán los aficionados de este deporte con todas sus protecciones para acceder a las rutas rojas o negras. Es un espectáculo verles saltar las rampas de madera y derrapar en las curvas a toda velocidad. Los niños podrán aprender antes de salir al campo en las zonas  de prácticas, el kids bike park y, cuando estén un poco más seguros, pasar al pump track. Consulta los precios de las diferentes opciones.
Ya que estás arriba te recomiendo disfrutar de las actividades, pero también puedes optar por cogerle solo a los niños el forfait y los mayores solo pagar un trayecto de ida y vuelta en el remonte y hacer rutas de senderismo mientras los niños se lo pasan en grande. Tienes zona de picnic y restaurantes para hacer un alto y coger fuerzas.
Existe un Baby Forfait hasta 7 años y un Peke Forfait de 8 a 11 años, cada uno de ellos con un precio diferente y acceso a las atracciones según la edad. Existen otras posibilidades de Forfait Día Plus que incluye además un descenso en la nueva Tirolina Big zip y 10 minutos en el karting eléctrico.

2 Naturlandia, el parque de los animales del Pirineo

Naturlandia es un parque de animales y actividades. Tiene dos accesos distintos con una entrada única, uno en la cota 2000 y otro en la cota 1600.
La cota 2000 alberga el parque de animales y algunas atracciones para los más pequeños. Es una maravilla observar a los osos, ciervos, lobos, muflones, cabras hispánicas, marmotas y linces en su hábitat de montaña en semilibertad en un entorno perfectamente integrado en el paisaje. El recorrido se completa con el camino de los antiguos oficios, una granja y un aula de naturaleza.  En esta cota niños más pequeños podrán dar un paseo en pony y lanzarse en el minitubby, versión para niños del tubo.
En la cota 1600 están las atracciones más movidas. Con la montaña de fondo, te sorprenderá una estructura de madera con un  Circuito Airtrekk del que bajas en la  tirolina. Cuenta con un sistema de seguridad por el que no se tiene que estar enganchando y desenganchado los mosquetones, sino que tiene un rail que no permite que la cuerda se suelte en ningún momento.
Entre las demás actividades ofrece Xtrem Jump, tiro con arco, minigolf, circuitos de patinetes eléctricos y Jeep a pedales. Pero el plato fuerte es el Tobotronc, una trepidante bajada por la montaña de más de 5 km. La larga espera merece la pena!!! Está considerado el tobogán alpino más largo del mundo atravesando el bosque de La Rabasa. Se realiza en un biplaza que circula sobre raíles de acero y el usuario puede controlar la velocidad de descenso. Los niños pueden subir si miden más de 1,20. Los menores de 13 años deberán ir acompañados de un adulto en el biplaza.

3 Mina de Hierro de Llorts

Viniendo de una tierra minera no podíamos pasar por alto la mina de Hierro de Llorts y la ruta del hierro con los espectaculares hombres de Hierro.
Una visita a la Mina de Hierro de Llorts nos da una idea de la importancia que este mineral tuvo en el desarrollo de Andorra. La ruta del hierro comienza con una visita guiada al interior de la mina. Los niños no tardan en entrar en materia con el casco y toda la equipación necesaria para entrar en el interior. Solo está abierta en verano y se visita una pequeña galería en la que poder ver cómo se trabajaba este mineral. De la mina parte una ruta sencilla para realizar con pequeños en la que disfrutar del paisaje y descubrir las actividades tradicionales de la zona. El camino está salpicado de esculturas que rinden homenaje al hierro. En un punto del camino, a la izquierda se alzan las esculturas en homenaje a los Hombres de Hierro, una interpretación de escultores del mundo: Rachid Khimoune, Mark Brusse, Jordi Casamajor, Alberto Carneiro, Guy de Rougemont y Satoru Sato. Un camino paralelo al río en el que encontrarás al pie de un puente su imagen más conocida: la escultura de Mark Brusse que representa a dos figuras humanas empujando una gran piedra. Unos cuantos metros después del puente de Vilaró, encontrareis a la izquierda la escultura de Alberto Carneiro. Un gran monolito, rodeado de una pared de piedra. Aquí los niños tiñen su cara de rojo, frotándose con las manos manchadas tras pasarlas por la superficie del monolito.
Al otro lado del río, merece una visita la iglesia de Sant Martí con sus rejas de Hierro de Ordino. A los niños les sorprenderá cómo los últimos bancos se puede cambiar el respaldo de lugar, como ocurría antes en los trenes. La razón es que en estas zonas con una climatología tan dura, las reuniones vecinales se celebraran en las iglesias. El último punto de la ruta es el Molino donde podremos ver cómo funcionaban y cómo se aprovechaba la fuerza del agua.
En La Cortinada puedes visitar el Centro de Natura donde conocer la formación de los Pirineos y cómo se ha modelado el espectacular paisaje andorrano. Un museo interactivo con audiovisuales, paneles que permiten tocar, escuchar, oler y conocer la montaña.
Dedicad un ratito a tomar un café en la plaza de Ordino mientras los niños corretean por los aledaños de la Iglesia. Veréis una argolla en una columna a la entrada de la iglesia. Aquí dejaban a quien había cometido un delito a la salida de misa para su vergüenza ante todo el mundo.

4 Brasería La Neu

En el Pirineo y en Andorra hay una tradición de la cocina de montaña que se basa en la cocina a la brasa y al horno de leña. En la Brasería La Neu frente a la Mina de Hierro podrás conocer la cocina tradicional. Un precioso restaurante de piedra con terraza y columpios para niños que ofrece carnes a la brasa, platos para celiacos, vegetarianos y postres caseros realizados por su propio pastelero, Eduard. Abierto desde 2014, ofrece una extensa carta de carnes, verduras de temporada, cremas, pizzas caseras. Quién se resiste a un entrecot de 400 gramos de la más alta calidad, churrasco de potro alimentado en nuestros valles, rabo de toro casero al estilo del chef, civets de carne de caza del país. Entre los entrantes, todos hechos de casa, como nuestras croquetas, nuestras famosas patatas bravas, la escudella andorrana, la ensalada de queso de cabra.
Durante las noches de viernes, sábados y festivos, abren la Pizzeria La Neu, un nuevo espacio reinventado y rústico donde desarrollan el sabor de la pizza tradicional hecha al horno de leña de roble y encina.
Una oferta que va desde las pizzas tradicionales a las pizzas de autor, entre las que destacan la de rabo de buey, la de civet de caza, la de perdiz y lomo adobado o la reinvención de uno de los platos estrella de la Braseria: el trío de butifarras.

5 Caldea: El balneario a los pies de la montaña

Balneario con niñosEl mayor balneario del sur de Europa. Una experiencia termal para vivir en familia y disfrutar de las aguas termales. Podrás incluso salir al exterior nadando en las aguas termales y disfrutar con las montañas al fondo. Puedes ir con niños, con una entrada infantil de 5 a 11 años. En el espacio Termolúdico empieza tu experiencia termal: hielo, vapor, aire caliente, agua a presión, etc. Experimenta todos los estados del agua en unas espectaculares instalaciones y aparca las preocupaciones y del estrés momentáneamente. El acceso al Termolúdico está permitido a mayores de 5 años de edad. Pero además, tiene una zona exclusiva para niños, Likids. Un concepto de balneario para niños de 3 a 8 años, donde están sin los padres, acompañados por monitores y con la posibilidad de actividades dirigidas como yoga básico, bauty experience, relajación guiada, pintacaras, crossfit…
El espacio Orígenes, en la planta superior, te espera con un baño corriente azteca para disfrutar rodeado de un jardín tropical, un baño de pomelos ubicado en un jardín japonés donde podrás suavizar y exfoliar tu piel, o el baño relajante en un entorno zen para desconectar, jacuzzis exteriores, solárium privado, saunas, hammam, camas de agua, y su terraza de inspiración gaudiniana. Aquí podrás acceder con niños mayores de cinco años.
También se ofrece una entrada nocturna de dos horas con espectáculo que se disfruta desde el agua. El colofón, durante el verano de 2017, acrobacias y el concierto de Javi Lin que lo convirtió en una fiesta con su violín eléctrico y los últimos éxitos.
Ten en cuenta que la entrada no incluye el material de baño ni la toalla o albornoz y no es necesario gorro de baño.

6 Mont Magic Grandvalira


El MontMagic, el Family Park de Canillo es una zona infantil al pie del telecabina con atracciones para los más pequeños y un diseño basado en las leyendas de Andorra y sus seres mágicos
El MontMagic ofrece a los niños de entre 3 y 8 años un lugar repleto de encantos que esconde muchos misterios y aventuras a sus montañas. Animaciones y espectáculos de la mano de nuestros personajes darán vida a esta nueva zona infantil.
En este parque de montaña está instalada la tirolina más larga de Andorra. Cerca de 500 metros volando sobre la montaña y el lago. Puedes elegir si te lanzas colgado, sentado o tumbado. Una vez en el lago, podréis disfrutar de un paseo, hay embarcaciones para toda la familia, kayaks, pedales, hasta unos graciosos patinetes de agua para los más pequeños.
Con Ramón, el pastor, y su perro se recorre la Ruta Fornatura, aprendiendo sobre plantas, brujas y animales. Un itinerario interactivo en el que los niños podrán aprender, por ejemplo, a identificar huellas, los pájaros según su sonido o cómo es un termitero.
A la hora de la comida, un respiro en la terraza con las montañas de fondo disfrutando de una suculenta hamburguesa en el Restaunrate el Forn.
Si lo que os va es la bici, GrandValira tiene su Bike Park en Soldeu. Un gran recorrido para los que buscan sensaciones fuertes. En cualquier caso, puesto que el mismo forfait de Canillo es válido para Soldeu, tenéis la posibilidad de subir a dar un paseo y que os sorprendan los caballos subiendo a la montaña al caer la tarde. ¡Todo un espectáculo!
La oferta de Grandvalira se completa con el Karting del Tarter, Un circuito de 500m diseñado por los hermanos Gené con coches para niños y mayores en el que poder sentirse como auténticos pilotos de fórmula 1.

7 Mirador del Roc del Quer


Sin duda los túneles hacen mucho más fácil atravesar Andorra de este a oeste, pero, al menos una vez, debes subir el puerto para descubrir el Mirador Roc del Quer, y su plataforma de cristal. Lo encontrarás en el milómetro 6,5 de la carretera que une Canillo y Ordino. Justo a la entrada hay un aparcamiento para muy pocas plazas. Si es un día de mucha afluencia es preferible dejar el coche en el aparcamiento más grande que hay unos metros antes. Está perfectamente señalizado. Desde el punto de información, situado a 1.950 m de altura, tienes una ruta de 400 m hasta la plataforma. El camino está salpicado de miradores espectaculares. Al final llegarás a una plataforma de cristal con un voladizo que sobresale 12 metros de la roca con un mirador no apto para aquellos que sufran vértigo. Y la imponente escultura temática de M. Ángel González presidiendo el valle.

8 Ruta de los Lagos de Tristaina


Los amantes de la naturaleza y el senderismo no pueden dejar de hacer esta ruta que recorre tres lagos glaciares entre montañas. Un paisaje sobrecogedor por un recorrido con una dificultad media que sale del sector Arcalís en la estación de esquí de Vallnord. Los más valientes incluso se bañan, pero no hay que confiarse. Al tratarse de una zona de alta montaña es fundamental ir bien equipados con unas buenas botas y ropa adecuada, ya que las condiciones climatológicas pueden cambiar en un momento. La ruta es circular y recorre unos 4,4 kilómetros en constante subida y bajada. Se puede contemplar en menos de tres horas y se alcanza una cota máxima de 2.330 metros. Si lleváis alguna bolsa de snaks para el camino, mirarla al llegar arriba. Los niños alucinarán al ver cómo se ha hinchado debido a la presión.
Los tres lagos de alta montaña que dan nombre a este recorrido son sin duda lo más destacado de la ruta Estanys de Tristaina. El primero que os saldrá al paso es el lago Primer, el más pequeño pero el de aguas más azules. El siguiente en aparecer es el lago del Mig, rodeado por canchales y collados. Y el último es, al mismo tiempo, el de mayor tamaño: el lago de Més Amunt, de forma circular y en un característico entorno glaciar de alta montaña, en las faldas del pico Tristaina (2.878 metros). En esta zona se permite el baño durante el verano. Puedes descargarte la ficha detallada de esta ruta en este enlace.

9 El Moli dels Fanals: comer en una Borda


No te puedes ir de Andorra sin comer en una Borda. Las antiguas casas de labranza reconvertidas en restaurante. Tras una mañana de ruta, qué mejor que reponer fuerzas disfrutando de la gastronomía local. Al lado de La Masana, en Sispony, El Molí dels Fanals ofrece una cocina de montaña con los platos más típicos de Andorra. Calidad con un trato excelente y una repostería artesana elaborada por su propia pastelera. Francesc Guillén y su equipo os atenderán con una profesionalidad extraordinaria y cuidando el más mínimo detalle, además podréis disfrutar de unas vistas únicas. Espectacular el rabo de buey deshuesado o las creps rellenas de setas y virutas de foie gras. Es perfecto para ir en familia ya que los niños son siempre bien recibidos. Para ellos tienen menús especiales y la mayoría de sus platos están adaptados para que sean aptos para celiacos. Muchos de los platos están acompañados con salsas, todas ellas siempre elaboradas con harinas sin gluten. Además también disponen de pan sin gluten. Para los platos con pasta, como los macarrones o la lasaña, se cuece la pasta sin gluten al momento, manteniendo así la calidad y el gusto. Así que sólo tienes que avisar a tu llegada para que el equipo de cocina se ponga manos a la obra.
Reservas: (376) 835 380 o reserves@molideslfanals.com

10 Santuario de Meritxell


El nuevo Santuario de Meritxell en Andorra data de 1976 ya que la antigua iglesia románica fue pasto de las llamas en 1972. El arquitecto Aricado Bofill ideó un templo integrado con la montaña y la piedra que emerge en mármol blanco y negro con grandes aperturas que le dotan de una gran luminosidad. La leyenda cuenta que un pastor vio un rosal en flor un 6 de enero. Al acercarse encontró una imagen de la virgen que recogió y trasladó al altar de la parroquia del pueblo. Al día siguiente la imagen había desaparecido y la encontraron nuevamente a los pies del rosal, por lo que se decidió erigir un santuario a la virgen en ese lugar. La virgen de Meritxell es la patrona del país.
Desde 2014 forma parte de la denominada Ruta Mariana que recorre otros cuatro importantes santuarios en España y Francia: el del Pilar, el de Montserrat, el de Torreciudad y el de Lourdes.

 

Busca aquí tu alojamiento familiar en Andorra

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*

Límite de tiempo se agote. Por favor, recargar el CAPTCHA por favor.

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>